CARTA A UN AMIGO
Grupo Scout Margyjp
Grupo Scout Margyjp

Y caminé hasta allí

Hasta la estrecha senda que cruza el bosque

Hasta el ancho camino que lleva al valle

A la infinita pradera que llega hasta el mar.

 

Y allí en la orilla

Y una vez caído el sol

Subí al árbol y desde allá arriba

Le pregunté al cielo de qué se olvidó.

 

Le dije a mi amigo que yo lo esperaba

Le pregunté al viento por qué no volvió

Le expliqué al alba, que lo que él soñaba

La luna en la cima también lo soñó.

 

El águila que vive en aquellos picos

Y a cuya morada subimos una vez

Ya no tiene huevos, ni crías, ni nido

Ni vuela tan alto como lo hacia ayer.

 

Aquel viejo lobo que vi en el camino

A veces herido, cansado y febril

Parece decirme con su fuerte aullido

Que no quiere salvarse, quiere morir.

 

Pero no te preocupes scout, viejo amigo

Porque aquí queda gente que sabe luchar

Que sabe que un día estuviste aquí abajo

Echando una mano para ayudar.

 

Comiendo la luna así entre tus manos

Y dando a las estrellas también de beber

Haz un esfuerzo y sigue cantando

En un rincón del cielo donde te pueda ver.

 

El árbol que vimos allá en la llanura

No crece, ni canta, ni alza su voz

Me dice que sangra, que no tiene fuerzas

Eleva sus ramas sedientas de sol, de sol.

 

El pez que me habla abajo en el río

Me dice una cosa que no puede más

Que el hombre que vino con su negra mano

Le quitó el aire para respirar, para respirar.

 

Pero no te preocupes scout, viejo amigo

Porque aquí queda gente que sabe luchar

Que sabe que un día estuviste aquí abajo

Echando una mano para ayudar.

 

Comiendo la luna así entre tus manos

Y dando a las estrellas también de beber

Haz un esfuerzo y sigue cantando

En un rincón del cielo donde te pueda ver.

 

 

Letra: Susana Baño Abenza

Música: Juan Pedro Alarcón Nicolás.